Llegando a Aguas Calientes



Luego de caminar durante alrededor de tres horas bordeando el río Urubamba, rumbo a Aguas Calientes, éstas fueron las primeras luces que vimos. Más allá estaría el pueblo.

Fotografía digital. Aguas Calientes, Perú, enero de 2010